ChildHuggingDog

En nuestro mundo actual queremos una gratificación instantánea. La vida se ha vuelto tan rápida que si nuestro ordenador no responde inmediatamente nos frustramos. Hoy en día, 15 segundos pueden ser una hora. Si tenemos una pregunta o queremos aprender sobre algo lo «buscamos en Google» y al instante obtenemos lo que estábamos buscando. Nuestro estilo de vida actual ha aumentado nuestro estrés, ha creado distancia con las relaciones y ha cambiado la forma en que nos relacionamos con los demás. Nuestras relaciones humanas están sufriendo debido a nuestra necesidad de gratificación instantánea y estamos perdiendo la habilidad de comunicarnos. Si nuestras relaciones humanas están en entredicho, ¿qué ocurre con las relaciones con nuestros perros?

Por muy inteligente que sea un perro, no pide ayuda a Google. Nuestros perros nos necesitan, para que les enseñemos, les guiemos y les ayudemos a interactuar en un mundo que gira en torno a la gratificación instantánea. Todos los días se llevan perros a centros de acogida/rescate o se les aplica la eutanasia. Muchos de estos perros no tienen hogar o mueren por falta de adiestramiento o socialización. Todos los días hay alguien que compra o adopta un cachorro o un perro que no tiene el tiempo, el interés o la energía para ayudar a su perro a aprender a comportarse en el mundo humano. Dado que tener un perro adiestrado y bien educado no se consigue de forma instantánea, muchos humanos se dan por vencidos o ni siquiera lo intentan.

Para entrenar con éxito a un perro, el ser humano debe ser empático, paciente, amable y estar dispuesto a dedicar tiempo para ver los cambios. Aunque esto pueda parecer un trabajo, tu actitud ante la formación marca la diferencia. Como RVT, entrenador de perros y consultor de comportamiento, disfruto viendo cómo los perros aprenden y entienden. Me encanta cuando se les enciende la «bombilla» y se convierten en participantes activos de la sesión de entrenamiento. Cuando un perro domina un comportamiento que ha estado luchando por aprender, me siento extasiado cuando lo descubre. Cuando trabajo con mis propios perros, no sé quién está más emocionado, si yo o los perros. El adiestramiento ayuda a crear un fuerte vínculo entre el humano y el perro.

La próxima vez que trabaje con su perro, diviértase. Sienta la alegría cuando se aprende un comportamiento y reconozca la curiosidad y la motivación cuando su perro está aprendiendo algo nuevo. Recuerda que estás creando un lenguaje común entre las dos especies y deja que la magia ocurra. Cuando nos centramos demasiado en la meta o el destino, ignoramos todas las pequeñas alegrías que se producen en el camino. El tiempo que dedicas al entrenamiento es lo que refuerza el vínculo. Asegúrese de disfrutar del viaje, pues hará que el destino sea aún más satisfactorio.

Categorías


Shannon's Posts at 4Knines Blog


Click to download Shannon's recent article: "Filling Your Pets Emotional Bank Account" published in the Allied Connection Newsletter

Publicaciones de Shannon en el blog de Pettrax Inc.:

Archivo